La relación entre el consumo de un tipo de fibra y la inflamación intestinal

3
FOTO: EL DIARIO

Investigadores de la escuela Weill Cornell Medicine, en Nueva York (Estados Unidos), publicaron un informe en el que revelan cómo la inulina, un tipo de fibra que se encuentra en algunos alimentos de origen vegetal y suplementos de fibra, provoca inflamación en el intestino, lo que exacerba la enfermedad en un “modelo preclínico”

La inulina está presente en alimentos como el ajo, puerros o alcachofa de Jerusalén, tupinambo (tubérculo parecido al jengibre arrugado), además en los suplementos de fibra comunes que se incluyen en las comidas para estimular. El estudio, que fue publicado en marzo en la revista Journal of Experimental Medicine, explicó que estos factores estimulan a los microbios en el intestino para que liberen ácidos biliares que aumentan la producción de moléculas que causan la inflamación intestinal.

El estudio también detalló que las proteínas IL-33 causa que las células inmunitarias llamadas células linfoides del grupo 2 (ILC2) se activen y esto conlleva a una “respuesta inmunitaria excesiva” parecida a una reacción alérgica que a su vez aumenta el daño intestinal y los síntomas de una enfermedad inflamatoria intestinal. 

“La inulina ahora está en todas partes, desde ensayos clínicos hasta refrescos prebióticos”, comentó Mohammad Arifuzzaman, autor principal del estudio y asociado postdoctoral en Weill Cornell Medicine. 

El experto y sus colegas aseguraron que esperaban que la inulina también tuviera efectos protectores en la enfermedad inflamatoria intestinal, sin embargo, la investigación arrojó lo contrario.

Cómo funciona la fibra en el intestino

La investigación explica que la fibra, incluida la inulina, se considera esencial en una dieta saludable para muchas personas, ya que los microbios intestinales la convierten en ácidos grasos de cadena corta que activan a las células inmunitarias, llamadas células T reguladoras que ayudan a reducir la inflamación, además de otros efectos positivos para el organismo. 

Para hacer el estudio los expertos incluyeron inulina en la dieta de ratones, los resultados arrojaron un aumento de ciertos ácidos biliares por grupos específicos de bacterias intestinales, lo que empujó a la producción de una proteína inflamatoria denominada IL-5 por parte de las ILC2.

A su vez, el sistema inmunitario promueve la producción de células inmunes llamadas eosinófilos que aumentan la inflamación y el daño tisular.

En otros estudios dirigidos a pacientes, los expertos de Weill Cornell Medicine revelaron que los pacientes con enfermedad inflamatoria intestinal, al igual que en los ratones con inulina, tenían niveles más altos de ácidos biliares en la sangre y las heces, además de excesivos de eosinófilos en el intestino en comparación con persona que no sufren de esta afección.

Cómo se debe consumir fibra

De acuerdo con la Clínica Mayo de Estados Unidos, la fibra dietética se encuentra en frutas, verdura, granos enteros y legumbre, y es conocida por su capacidad de prevenir o aliviar el estreñimiento, pero también aporta beneficios para ayudar con mantener un peso saludable y reducir el riesgo de sufrir diabetes, enfermedades cardíacas y algunos tipos de cáncer.

El Instituto de Medicina de Estados Unidos recomienda que el consumo diario de fibras depende de cada persona.

Estas son las recomendaciones:

-Los hombres de hasta 50 años de edad pueden consumir hasta 38 gramos de fibra dietética diaria, mientras que los mayores de 51 años deben consumir hasta 39 gramos. 

-Las mujeres de hasta 50 años de edad deben consumir a diario 25 gramos de fibra, mientras que las mayores de 51 años 21 gramos.

Con información | EL DIARIO

Obtén información al instante, únete a nuestra comunidad digital

Síguenos en nuestras cuentas de Redes Sociales

Instagram: @mexiconews24

Twitter: @mexiconews24